lunes, 4 de julio de 2016

Carta abierta a la Directora

Tras la queja realizada por el Comité de Empresa (CE), la responsable de Recusrsos Humanos (RRHH) contestó a la plantilla acusando al CE de mentir y coaccionar a los trabajadores. Lo hizo sin aportar pruebas que sustenten sus acusaciones.
Días después, la Directora del centro, ante toda la plantilla, no solo no censuró los actos de la responsable de RRHH, sino que se deshizo en alagos hacia ella, avalando así su conducta.
Como respuesta, el CE ha escrito la siguiente carta abierta:

_______________________________________


Sra. Directora,

El pasado 3 de junio recibimos un correo electrónico de la responsable de personal del consorcio, dirigiéndose a la representación legal de los trabajadores de forma absolutamente fuera de lugar, tanto por su contenido como por su tono, y especialmente teniendo en cuenta el rol que ejerce su remitente en nuestra institución.

Dicho mensaje respondía a una queja formal presentada porel Comité de Empresa en la que se pedía a la Directora del laboratorio que tomara medidas ante la reiteración de episodios en que algunos jefes habían amenazado a diferentes grupos de trabajadores.

Aunque la responsable de personal realizó su respuesta públicamente entre la plantilla de CELLS, decidimos no responder a la provocación entendiendo que un mensaje de estas características se califica por sí solo.

Pero después de su intervención durante la reunión con la plantilla del pasado Lunes 20 de junio, nos vemos obligados a hacerlo en los siguientes
términos:

• Es del todo inaceptable que una representante de la Dirección lance acusaciones graves contra los miembros del Comité de Empresa, sin concretar los hechos que las sustentan. En concreto, se nos acusa de mentir, de coaccionar a los trabajadores y se hace referencia a supuestas divisiones internas, cuando en realidad lo que afirmamos puede ser avalado por testigos presenciales, nunca hemos coaccionado a nadie (al contrario, en numerosas ocasiones hemos defendido a los trabajadores ante coacciones de la dirección) y todas nuestras acciones como comité se toman por consenso.

• Es importante no desviar el foco del asunto que motiva la protesta de la representación legal de los trabajadores de CELLS: el hecho de que en distintas ocasiones algunos jefes han intentado impedir el ejercicio de sus derechos a diferentes grupos de trabajadores amenazándolos con la posibilidad de perder sus puestos de trabajo.

• Recientemente, desde la Dirección del consorcio se ha vuelto a decir a un grupo de trabajadores y trabajadoras que si deciden denunciar las irregularidades de su situación contractual ante los tribunales, incluso ganando el juicio y con una sentencia declarando el carácter indefinido de su contrato de trabajo, los responsables del consorcio pueden tomar la decisión de despedirlos improcedentemente pagando la indemnización correspondiente.

• Estos mensajes constituyen claramente un intento de impedir que dichas personas acudan a la justicia si consideran que se han vulnerado sus derechos laborales, ya que se les hace creer que se enfrentarían al riesgo de perder el puesto de trabajo.

• El último episodio del que tenemos constancia tuvo lugar durante la primera de las reuniones con las personas que debían solicitar la conversión de su contrato de obra y servicio a uno de interinidad. En dicha reunión actuaban en representación de la Dirección el Gerente, la responsable de personal y el jefe de la división de experimentos.  Las afirmaciones que calificamos de amenaza fueron expresadas en respuesta a una de las preguntas de los asistentes a las reuniones, durante la cual intervinieron la responsable de personal y el jefe de experimentos. Aunque lo más grave es que ninguno de los tres representantes de la Dirección contradijo ni matizó dichas afirmaciones que motivan la queja, dejando claro a los asistentes que se trataba de la posición de la Dirección del centro.

• Para dar respuesta a nuestra queja formal, el pasado 19 de mayo usted convocó al Comité de Empresa a una reunión en la que se refirió a los episodios detallados en nuestro escrito como posibles malos entendidos, y nos pidió que no hiciéramos más comunicados a plantilla para así evitar que desde el Ministerio pudiesen venir a preguntar a CELLS sobre las conversiones de contratos temporales a interinos. En otras palabras, nos pidió cierta “paz social”. Desde el CE no sólo nos comprometimos con usted a obrar de buena fe al respecto, sino que además facilitamos, junto con los trabajadores y resolviendo sus dudas, que estos cambios de contrato se hiciesen sin la menor traba ni complicación.

• En la misma reunión, le pedimos que la Dirección hiciese un comunicado a la plantilla aclarando su posición y comprometiéndose a no tomar represalias contra aquellos trabajadores que decidan acudir a los tribunales para intentar regularizar su contrato temporal.

• Tras convocar en reunión a todos los trabajadores, no sólo desaprovechó la oportunidad para comunicar que la Dirección no represaliaría a los trabajadores que decidieran denunciar, tal como se nos comentó verbalmente, sino que además decidió legitimar la respuesta enviada por la responsable de personal con la que abrimos la presente carta y dar cobertura explícita a unas formas de llevar las relaciones laborales que, como todos sabemos, se basan en la desconfianza y el autoritarismo, y tantas tensiones generan en nuestro laboratorio.

¿Es esto lo que entiende por “paz social”?

• Ante esta situación, consideramos grave que desde la Dirección no se haya tomado ninguna medida para evitar la repetición de situaciones como las que motivan nuestra queja formal, no se haya clarificado su posición frente a las amenazas sobre los trabajadores y se haya cerrado filas de forma acrítica alrededor de unas actitudes del todo inaceptables.

• Visto lo expuesto, consideramos incumplido por parte de Dirección el acuerdo de no generar ruido mediático con el tema de los contratos, habiéndonos defraudado completamente. Mientras que por nuestra parte se ha mantenido una actitud constructiva y de buena fe, la Dirección ha avalando y alentado a los que nos tratan infundadamente de mentirosos y coaccionadores. Es por ello que consideramos rotos todos los acuerdos verbales al respecto, y anunciamos nuestra intención de divulgar por los medios que consideremos oportunos la deplorable situación contractual del Consorcio, y las medidas que eventualmente tomaremos para remediarla, tal y como es nuestra obligación.


Atentamente,
El Comité de Empresa de CELLS

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Puedes comentar aquí. La discusión constructiva es bienvenida, pero el spam o las provocaciones serán eliminadas.